jueves, 23 de febrero de 2017

RESURGIENDO... de vez en cuando.

Hola a tod@s los que sigáis por aquí...

No tuve planeada la desconexión del blog pero pensaba en escribir y no podía ni quería. No podía porque no sentía la necesidad de hacerlo, no me apetecía nada, ni leer, ni escribir...me quise bajar del mundo. Y no quería porque no tenía nada bueno que contar y escribir sería ir recordándome todo lo que me estaba pasando... no me sentía capaz.

Y os confieso que no sé si seguiré escribiendo asiduamente o escribiré menos que antes... no tengo ni puñetera idea pero de momento este blog va a seguir abierto, tengo muchas cosas en el tintero que me gustaría compartir pero siempre habrá tiempo para ello.

Aunque sé que no tengo porqué pedir disculpas sí siento que tengo que hacerlo. Yo también he estado pendiente de blogs, de historias que un día desaparecen sin más y todo es respetable por supuesto, pero si algún día cierro este chiringuito pues no me costará nada despedirme de vosotras.
Y sobre todo pedir disculpas a esas chicas que han estado pendiente de mí y pasaban a ver si había novedades. A todas las que han necesitado ayuda, comprensión o unas palabras de aliento... lo siento pero no he podido.


Y esto hasta ahora:

En la última entrada hablé de mis miedos, del jaleo que se te monta en la cabeza con la historia de hacer más pruebas... y así, dejándome llevar y sin hacer nada más me presenté a la segunda transferencia hecha una mierda y dividida. Fue en ciclo natural, otros dos embriones, la beta fue un negativo como una casa de grande y yo me odié por no haber hecho nada más antes, no haber dicho que me hacía más pruebas por cojones. Fue terriblemente devastador ese negativo y todos los sentimientos de culpa que llevaba.

Mal dicho dije una vez "prefiero un negativo que un embarazo que se vuelva a truncar", una buena amiga me dijo "te entiendo, pero no prefieres nada de eso". Y le tuve que dar la razón ¡me cago en la puta como dolía!

De aquel ciclo sacamos tres cosas en claro:
Jamás volveríamos a hacer ciclo natural, no me iba bien.
Ahora sí que sí no volvería a una transferencia sin mirar nada más, me plantaba.
Y no podía seguir así, necesitaba ayuda.


Mi Amore fue quién me empujó a buscar ayuda, esto se nos escapaba de las manos emocionalmente y no quería bajo ningún concepto enfrentarse a otra transfer conmigo "así" y él tampoco sabía qué más hacer. Nos iba a venir bien a los dos.
En la clínica también nos alentaron a ello y nos ofrecieron una primera visita gratuita para conocer a la coach de la clínica que se encarga de la terapia emocional, si nos gustaba ya decidiríamos nosotros. En resumen, conectábamos con aquella chica y a los dos nos sentó genial. Así nos fuimos preparando para el siguiente asalto.

Por el lado médico me miraron un poco más pero no mucho. Mis gines tenían claro que la siguiente vez iría con heparina y en ciclo sustituido, les pregunté por los corticoides y me dijeron que sin problema, también los llevaría. Me dijeron que propusiese sin problema todo lo que quisiese pero que para ellas lo único que estaba claro era la acción de la heparina.

Y así, antes de acabar el 2016, ese que se suponía que iba a ser nuestro año, nos plantamos en nuestra tercera y última transferencia. Los tres embris que nos esperaban eran los más flojitos, uno se paró al descongelar, los otros dos me fueron transferidos y me volví a sentir embarazada como la primera vez. El resultado algo nuevo para nosotros: beta baja, volver a repetir y confirmación de bioquímico.

Primera transferencia: embarazo con aborto en la semana 8... cuestión de mala suerte.
Segunda: negativo como un camión de grande... cuestión de no irme bien el ciclo natural.
Tercera: bioquímico...cuestión de ser los embris más chunguis.

Pues puede ser, o puede que no pero no me conformaba con esas respuestas.

Así acababa nuestra ovodonación, esa que se suponía nos arreglaba los problemas para lograr ser padres. Todavía a día de hoy flipo, soy infértil de nivel pro.

GAME OVER...INSERT COIN

viernes, 17 de junio de 2016

Miedo, tengo miedo

No sé ni por donde empezar pero tengo la necesidad de escribir e intentar plasmar aquí lo que siento.

No busco nada, sólo intentar desahogarme y así ponerme un poco de orden, ese orden que necesito para seguir hacia adelante pero siendo yo, con mi alegría, seguridad, optimismo, energías...
Que sí, que es normal recaer, sentir miedo, frustración, más miedo... Pero así no.

Normalmente, esto me viene y luego se va.
Normalmente, se me acentúa más cuando la regla está a punto de bajar y al segundo día de haber bajado se me vuelve a pasar. (Porque sí, ahora entiendo que soy un ser cíclico y lo respeto).
Normalmente, al hablarlo o escribirlo con alguna de mis compis de batallas me siento mejor.
Normalmente, abrirme a mi chico me hace sentir mucho mejor y lo necesito.

Pero ha venido y no se va.
Pero sigo sin salir del bucle oscuro en el que me siento esos días del ciclo.
Pero aunque encuentro comprensión no me siento mejor.
Pero esta vez, muy a mi pesar, sus palabras no me hicieron el efecto al que estoy tan acostumbrada y tanto necesito.

Y tengo una explicación a esto que me está pasando ahora, ¡claro que la tengo! Pero no me vale. La entiendo pero no la quiero.
Esa explicación es que estoy cagada de miedo, pero miedo de ese que no te deja respirar, te oprime el pecho y te hace pasar las noches en vela intentando dejar de pensar y dormir, intentando dormir y dejar de pensar.

Se acerca, por fin se acerca el día que tanto deseé desde el día que me dijeron "lo siento pero tu sueño se ha parado y tendrás que esperar X tiempo antes de volver"
Todo ha ido pasando: el tiempo, la operación, la recuperación en curso...

Lo acepté de la mejor manera que pude...
- tendrás que pasar por reproducción asistida para ser madre, lo acepté.
- necesitarás que te ayuden pues tus óvulos no pueden, lo acepté.
- tendrás que volverlo a intentar porque esta vez no pasó de la semana 8, lo acepté.
Y esto último lo acepté (perdonad por la arrogancia) como una campeona. Dolió, por supuesto, pero si tenía que pasar esta vez vale, no me queda otra y me llené de esperanzas para la siguiente. Creo que lo viví como un paso que tenía que superar antes de conseguirlo y no me dio miedo, me enfrenté a ello.

Y tras esto último tengo que hacer parada obligatoria para cagarme en todo lo cagable.
¿Qué mierdas pasa? ¿No es suficiente tener que meterte en RA para conseguirlo? ¿No es suficiente que tengas tal o cual problema que siempre tienen que aparecer más? ¿No es suficiente que haya aceptado que no serán mis genes? Y ya sabéis, así me podría tirar horas y horas...

Tengo un fantasma que me persigue, un pensamiento que no me deja ser yo, fruto del miedo y de yo que sé que más!
Lo pasé una vez, lo asumí, lo acepté, lo superé.
Pero no quiero, no puedo y no me siento capaz de volver a pasar por lo mismo.
No quiero, no puedo y no me siento capaz de volver a rozarlo con la punta de los dedos y que se me vuelva a escapar.

Y quiero que se alejen de mí los "sí, se puede" "va a ir todo bien" "esta vez sí" etcétera. NADIE, ABSOLUTAMENTE NADIE lo sabe. Sé que esas expresiones implican buenos deseos para nosotros y lo agradezco, pero ahora hacen un efecto en mí negativo y no me apetece dar las gracias mientras aprieto los dientes.

Ese pensamiento del que hablaba que me viene y me va, que me genera tanta angustia y más ahora que como dije, me siento cerca de nuevo, no es otro que LAS MALDITAS-BENDITAS PRUEBAS.
¿Pruebas de qué? Pruebas de todo. De todo aquello que nos arroja luz o oscuridad.

Hace ya tiempo que tengo un debate interno abierto con las malditas-benditas pruebas y tras el aborto pasado mis palabras juraron que ahora sí que me tendría que mirar algo más pero se me pasó. Durante estos meses el debate se ha ido abriendo y cerrando sucesivamente y es que siempre era poderoso en mí aquellas palabras de mis gines, de mi chico, de mis compañeras de batalla y las mías propias... "ha habido una buena implantación, una buena beta... la próxima seguro" y no es que desconfíe de ello, me he agarrado a eso mil veces y siempre me sacó a flote pero ahora no, y sigo pensando que es fruto del miedo al ver que se va acercando el momento.

Pero ahora cada vez más vuelve a mí el NADIE, ABSOLUTAMENTE NADIE sabe qué pasará.

Y lo sé, sé que hay otro factor que a veces me alimenta para bien y esta vez está siendo para "mal" aunque no estoy de acuerdo del todo con la palabra "mal"
Me explico: me refiero a conocer vuestras historias y muchas vivirlas de cerca. A conocer demasiado sobre el tema hasta el punto de cuestionártelo todo. Al exceso de información y vivencias que tenemos... a todo esto.

Pruebas inmunológicas, trombofilias, vitaminas, las células NK... es lo que me lleva de culo y me tiene dividida. Claro que sé que con un único embarazo y aborto no hay por qué sospechar de que hay nada más, pero tampoco quiero que nos vuelva a pasar si se puede evitar. Pero es que sé que como dice mi compi "esto es como buscar una aguja en un pajar" y da miedo no encontrar la aguja pero también da miedo encontrarla y pincharte.

Justo esta mañana Red Infértiles abría el debate al respecto y mi respuesta ha sido que no lo sé. No sé si se deberían hacer dichas pruebas antes de meterte en un tratamiento de reproducción asistida o incluso tras un aborto. Lo que sí sé es que tampoco veo necesario pasar por una pérdida tres veces antes de que te planteen mirar si hay algo más. Estoy dividida al respecto y cabreada por tener que pararme a pensar en ello ¿De verdad no es suficiente con lo que en cada caso tenemos que tiene que salir algo más? Porque sale, en la gran mayoría de casos si buscas sale.

Y me paro a pensar... si tu angustia es hacerte las malditas-benditas pruebas ¿por qué no las haces y ya está? Pues no lo sé. Y aquí me bloqueo y no sé seguir... de momento.

Quiero confiar, necesito volver a vivir el proceso como lo he hecho hasta ahora y no creo que esas pruebas me lo solucionen todo porque después de esas no se acabará la paranoia. Sé que detrás de la puerta me esperan acechantes la fragmentación espermática? el cariotipo de mi chico? la compatibilidad entre los genes de la donante y mi chico? la mía propia con nuestros embris?

Y no quiero vivir así ni hacerle pasar a mi amore más días de estos, no así y no por paranoias. Después del 1 viene el 2 y tengo que respetar ese orden, no hay más me ponga del color que me ponga.

¿A que parece que lo tenga claro? jajajajajaja


Hasta aquí llego hoy, ya no me apetece escribir más. Espero que el finde intenso que tenemos por en medio se me lleve un poco ESTO y me abandone una miaja la apatía que llevo encima.

Ah! que me llamaron ayer de la clínica y en la biopsia todo correcto :)

Feliz finde!!


viernes, 10 de junio de 2016

Sobre el VPH, detección y actuación

Quiero hacer esta entrada para recopilar la información de cómo se detecta la lesión por el Virus del Papiloma Humano (VPH) o (HPV) en inglés, y el procedimiento a seguir después de dicha detección, siempre dejando claro que es a través de mi experiencia y de lo que yo sé ahora del tema.

Así puedo recopilar en una entrada todos los pasos que nosotros hemos dado y que la info quede más ordenada.


VPH: La mayoría de las infecciones por el VPH tienen consecuencias clínicas benignas y se curan de forma espontánea. Sin embargo, una infección persistente puede ocasionar cáncer de cuello uterino. Los genotipos del VPH de alto riesgo se asocian con carcinomas invasivos de cuello uterino o con su precursor inmediato, mientras los genotipos del VPH de bajo riesgo provocan lesiones benignas y no se relacionan con el cáncer de cuello uterino.
Fuente: mis papeles del laboratorio.
Os dejo el enlace de wikipedia en el que vienen los tipos de alto y bajo riesgo, https://es.wikipedia.org/wiki/Virus_del_papiloma_humano


PRIMER PASO:

La citología, esa prueba que debemos hacernos anualmente TODAS (mi consejo, no lo dejéis pasar por favor)

CITOLOGÍA: La citología cervical o examen del Papanicolau es una prueba que se realiza para detectar la presencia de infección, inflamación, células anormales o cáncer del cuello uterino. El examen es simple, rápido y sin dolor. Consiste en tomar una muestra de las células mediante raspado de las paredes internas y externas del cuello uterino. Este examen evalúa los cambios anormales en las células cervicales pudiendo detectar un cambio pre-canceroso en las células conocido como displasia cervical. Las células anormales pueden desarrollarse en un cáncer si la displasia no es descubierta oportunamente y tratada.
Fuente: http://bshematologicos.com/services-view/citologia-cervical-o-papanicolau/

No es ni más ni menos que la muestra que te toman para analizar cuando vamos a una revisión ginecológica rutinaria.


En mi caso llevaba un año y medio sin hacerla y por eso pedí a mi clínica hacerla, pues parece que nos metemos en el mundo infértil y nos olvidamos de ella. En la citología de hacía año y medio salió "algo" un poco alterado pero mi gine de aquel entonces no le dio importancia y me dijo que "era frecuente en mujeres que mantenían relaciones sexuales sin protección. Me mandó blastoestimulina y que volviese a ponérmela 6 meses después. Hoy miro aquel informe y me doy cuenta de que debería haberme dicho de volver a repetir la citología en 6 meses, ya que viene reflejado en dicho informe que "se observan escasas células epiteriales atípicas de significado indeterminado (ASCUS)"
Estoy convencida de que aquello fue el principio de mi historia con el VPH, en fin.

Y vuelvo al presente, año y medio después vuelvo a hacerme citología.
Resultado: células escamosas atípicas de significado indeterminado (ASCUS), igual que la anterior.

ASCUS: Identificación de células anormales en el tejido que cubre la parte exterior del cuello uterino. Las ASCUS son el hallazgo anormal más común en una prueba Papanicolau. Puede ser un signo de infección por ciertos tipos de virus del papiloma humano (VPH). También pueden ser signos de un crecimiento benigno (no canceroso), como un quiste o un pólipo o de concentraciones bajas de hormonas en mujeres menopáusicas. Puede ser necesario realizar más exámenes, como una prueba de VPH. También se le llama ASC-US y células escamosas atípicas de importancia no determinada.
Fuente: www.cancer.gov
Dicho de otra manera: cuidado que hay algo, sin determinar pero algo hay y se debe controlar.

¿Y qué hacer si sale una citología con ASCUS?

Generalizando mucho... si es la primera vez que sale alterada lo usual es que te repitan la cito en 3 o 6 meses, pues se dice que sobre el 80% de las mujeres han tenido o van a tener infección por el VPH. Y que la mayoría son capaces de eliminar esa infección por sí solas en un periodo de 6 a 24 meses.
Es decir y según la situación personal de cada una, tú médico te indicará hacer citologías periódicas para comprobar si la infección va aumentando o disminuyendo.


SEGUNDO PASO:

El siguiente paso si la lesión persiste o por otro motivo no se espera a más citologías...

PRUEBA DE PCR: La reacción en cadena de la Polimerasa (PCR) a tiempo real.
Cogiendo una muestra de nuevo (como en una citología), a través del PCR se puede amplificar un fragmento de ADN y así ser más fácil identificar con una alta probabilidad el VPH. Es decir, esta prueba es capaz de detectar cantidades muy pequeñas del ADN del virus y no tiene falsos positivos si la muestra se ha cogido correctamente.

Con esta técnica se pueden identificar el VPH 16, el VPH 18 (de los chungos) y otros VPH de alto riesgo (31, 33, 35, 39, 45, 51, 52, 56, 58, 59, 66 y 68)
En el caso de detectar otros VPH de alto riesgo ("otros VPH-AR") no se especifica cual.

El PCR permite conocer con exactitud el tipo de VPH ya que todos no producen cáncer y permite diagnosticar antes de que las células se transformen en un cáncer.
Fuente: mis papeles y apuntes ;)

Recapitulemos un poco: con la citología podemos conocer si hay algo que no debería estar ahí (ASCUS) aunque nos puede dar un falso positivo para VPH ya que el "ASCUS" sería el saco roto donde entra todas las pequeñas lesiones, inflamaciones, etc sean o no por el virus.
Con el PCR ya podemos detectar sin lugar a dudas que existe el VPH en nosotras y además saber qué tipo de virus en concreto ya que todos no tienen las mismas características ni riesgos, siendo el 16 y el 18 los virus tumorales más agresivos.

Mi resultado fue positivo para el VPH 16...  Como podéis recordar si me habéis ido siguiendo la pista, aquí fue donde entré en pánico y me llevé nos llevamos un susto del popón. No sabía nada del tema y sólo sabía relacionar VPH y cáncer... menos mal que muchas compis, bien por haber pasado por lo mismo (ahora sé que es más habitual de lo que yo pensaba), conocer el tema por un allegado o ser personal sanitario, me calmasteis en aquel primer pronto que tuve ¡GRACIAS!

¿Y ahora qué?


TERCER PASO:

COLPOSCOPIA: se llama así por el cacharro con el que la hacen, el colposcopio, que viene a ser como un microscopio para poder ver con luz y ampliado nuestro cuello uterino. Además utilizan una solución de ácido acético (vinagre) que hará que si hay lesión esta se vuelva blanquecina. En mi caso además me tomaron una muestra del tejido afectado para hacer biopsia.

Mis resultados: en la colposcopia se vio claramente como una pequeña zona, no profunda y bien delimitada, se volvía blanca.
Y la biopsia determinó el grado de mi lesión, CIN 3.

CIN: Neoplasia cervical intraepiterial, también se encuentra como NIC. Viene a ser algo como un crecimiento anormal y pre-canceroso de células escamosas del cuello uterino.

Escala de menor a mayor gravedad: CIN 1, CIN 2, CIN 3 y Carcinoma In Situ (etapa más temprana del cáncer)
No en todos los casos se pasa la escala de menor a mayor es decir, no siempre se pasa por todas las fases y puede aparecer CIN 3 sin haber sido precedido por un 2 o 1.

Tu médico, dependiendo de la lesión que aparezca, te recomendará hacer más revisiones periódicas para controlar la lesión (recordad que puede desaparecer por sí sola) o pasar al siguiente nivel.

Os conté que me volvieron a realizar otra colposcopia por la SS y el resultado fue el mismo: VPH 16 con un CIN 3, pasamos directos al siguiente paso.


CUARTO PASO:

CONIZACIÓN: es una pequeña intervención quirúrgica y ambulatoria en la mayoría de casos. Se realiza con anestesia local (o incluso sedación) y dura apenas unos minutos. La recuperación es bastante rápida y se deben seguir las recomendaciones del médico:
- 3 o 4 días de reposo relativo.
- 10 días de vida tranquila sin esfuerzos.
- 3-4 semanas de abstinencia sexual, sin deporte, baños, nada de tampones.
- vida sana y su de preservativo.

Te quitan un trocito del cuello uterino en forma de "cono" en el que está la lesión y hay varias técnicas para hacerlo, en mi caso fue con asa térmica (y no pongo el video de youtube pero que sepáis que está). A priori es difícil saber si te cortarán más o menos, pues hasta no estar con las manos en la masa no se puede conocer a ciencia cierta la profundidad de la lesión.
De nuevo en mi caso... la lesión no estaba profunda (era mi mayor miedo) y aunque de alto grado estaba bien localizada y era pequeña (claro si ya me había arrancado dos cachos para biopsiar)

Ese cono, ese trocito extirpado también lo biopsian (como todo lo que nos quitan como protocolo)

Cuando tu médico te indique volverás a revisión en la que, a parte de ver la progresión de la herida y examinar que los bordes tengan un aspecto sano, es muy posible que te vuelvan a hacer la PCR, pues ya sabéis que es el mejor indicativo para salir de dudas y conocer si la lesión ha sido eliminada del todo.


Y de momento hasta aquí puedo escribir. La entrada ha quedado súper tocha y nada apetecible pero así queda toda la info que puedo aportar en un mismo sitio.

Si quieres aportar algo...¡sólo tienes que decirlo!

Gracias por estar ahí, muaks.




martes, 7 de junio de 2016

VPH, conización

Pues ya está, ayer fue día 6 de junio y con ello mi dichosa conización!!!

No he pasado nada de nervios mientras llegaba el día, ya sabía por mis gines y por muchas de vosotras en qué consistía y que no me enteraría de nada. Mi único miedo era que al ir con anestesia local me enterase de mucho. He pasado por otras operaciones con local y aunque no duele no da ningún gusto notar cómo te trastean.

Culpa de que no fuese consciente de que este lunes pasaría por quirófano fue de ese fabuloso fin de semana que he pasado en Valencia en la I Quedada Infértil. Evento que espero poder repetir y os animo a que participeis.

Pues justo unos minutos después de pisar tierras valencianas me llaman desde mi clínica: me adelantan la operación a las 3 de la tarde (la tenía a las 6) y que me tome un ibuprofeno y un valium de 5 antes ir, yujuuuuuuu así seguro que ya no me entero de naica!!!!

Como lunes (y todavía sigue jiji) estaba de resaca, moriña y síndrome post quedada pues tampoco me preocupé lo mínimo por la operación y pronto llegó la hora de acudir a la clínica... diazepan e ibuprofeno pal cuerpo y cogiendo rumbo!!!
Ya en el coche mi amore se partía de risa de mi careto de colgada y es que yo me sentía más tranquila y feliz que una perdiz!!!!

Al llegar ya el show fue subiendo jajajaja llevaba un pedo del 15 y debía estar súper graciosa porque mi equipo médico (que ascendió a cuatro personas) se lo pasaban pipa.

Mientras llegaba mi gine nos pasaron a una habitación, la misma que cuando la transfer y yo ya no carburaba nada bien, me dieron unos papeles que no pude leer y me costó la vida firmar, sólo sabía repetir "uuuuuh que viaje llevo" jajajajajaja

En nada vinieron a por mí y me ayudaron a caminar hasta el quirófano, a tumbarme y a espatarrarme ¡que mi cuerpo no me hacía mucho caso!
Me hablaban, me preguntaban y yo sólo le podía decir a bióloga que estuvo junto a mí en todo momento poniéndome su mano sobre mi hombro "no me entero, ¿qué me ha dicho?"
Se lo pasaron en grande con mi colocón...

Tuve que hacer mucha fuerza para no quedarme durmiendo pero estaba tan agusto...
El peor momento fue cuando me dijeron que me iban a poner la anestesia, que sería como cuando vas al dentista (ay, aaay, aaaaaay) pero que va! nada de nada!!!
Tuve que ir avisando si me dolía o escocía... dolor nada, escozor un poco pero muy soportable. Y pude ver como gine manipulaba los materiales a través de las juntas de metal que unen las escayolas del techo... hasta vi como introdujo en un botecito el trocito que me había quitado!!!
Al decirle a bio que lo estaba viendo señalando para arriba con los ojos, gine me preguntó si quería verlo y le dije que sí, que trozo más pequeño!!! y es verdad, le llaman conización porque la parte que te quitan tiene forma de conito.

A los 15 minutos ya había acabado y a mí me pareció increíble, me intentó explicar el procedimiento y las pautas y le dije que se lo tendría que repetir a amore todo, que seguía sin enterarme mucho del mundo....y se volvieron a reír.

Me dejaron unos minutos sentada y después me llevaron hasta la habitación donde estaba amore. Me vestí e incorporé enseguida, me encontraba atontada pero genial así que para casita!
Amore me dijo que gine le contó todo... uff que alivio porque si me tengo que acordar yo.... jajajaja

La conización fue perfecta pues mi lesión aunque de alto grado no estaba extendida y estaba muy localizada, tampoco estaba profunda que era otra de nuestras preocupaciones de cara a un embarazo. Todo ok!!

Indicaciones:
- 3 días de relax total
- los siguientes 10 días vida tranquila.
- de 3 a 4 semanas sin sexo, baños, deporte...
- que si mancho un poquito no me asuste.
- que llevo una gasa que o bien se disuelve y reabsorbe o bien la expulso.
- en caso de dolor intenso, duda o lo que sea que las llame que para eso tengo su teléfono de urgencias.

Tiempos:
- en unas semanas nos llamarán para decirnos resultados de la biopsia (ya sabéis que todo lo que nos quitan lo analizan)
- en un mes o mes y poco tendré cita para revisión
- y aunque dependiendo de que lo anterior esté bien, nuestra transfer podría ser con la siguiente regla

Pero llegan los meses de verano y con él las vacaciones... pues no, no cierran en todo el verano!!!!! Alegría inmensa me llevé!!!!
Así que si todo marcha bien.... en julio o agosto a lo más tardar podremos volver a la lucha!!!!!

Me sigo encontrando genial, ni un dolor, ni una molestia... nada.


Pero hoy a pasado "algo" y digo algo porque no sé ni cómo describirlo....
¿Cómo te quedas si justo hoy martes, un día después de haberte conizado por privado te llama la SS para decirte que te pueden operar este jueves?
Pues con una cara de gilipollas y un cabreo monumental!!!!!
Me llaman y me dicen que es que tienen un hueco el jueves(¿pero esto es pa depilarse o qué?), que yo tengo a 8 chicas por delante pero debido a nuestras circunstancias al estar en RA, el ginecólogo ha visto oportuno llamarme la primera... mientras sigue hablando aparto el teléfono de mí y miro a mi amore con los ojos fuera de mis órbitas, él también lo estaba escuchando.... le digo a la chica que muy bien, que me operé justo ayer por privado.... JODER, me suelta y se disculpa por el taco, le digo que no pasa nada, o lo soltaba ella o yo, me dice que lo suelte si quiero que tengo derecho...
Le empiezo a explicar que fui al hospital y la secretaria del servicio de gine me dijo.... me corta para decirme que era ella la que habló conmigo y que lo sentía mucho que le sabía fatal. En fin, a la chica la he sentido decepcionada de verdad y encima le he tenido que dar las gracias por llamar, espero que llamen a alguien que de verdad no se lo pueda costear, vaya mierda de servicio.
Me desea mucha suerte.

¿Cómo se te queda el cuerpo? Pues a mí con un berrinche del 15 multiplicado por 2... pero pasajero, total ya está.
Me he desahogado con mis compañeras de batallas y con mi infertilpandy y he intentado sacar lo positivo...ya lo tengo hecho y a mí ya no me pilla el toro jajajaja
Además han sido mis súper gines y me han hecho sentir muy bien en todo momento.
Ay un Murphy por ahí dando por saco con el que me gustaría tener una charlita, porque seguro que si ayer no me opero hoy no me hubiesen llamado.
Como se suele decir... pa mear y no echar gota!

Tenía que ser así y así ha sido, punto. Que yo no sé hacerme mala sangre mucho rato.

Y con esto empieza el camino hacia nuestra segunda transferencia, ya queda poquito sigue esperando que ahora mismo vamos a por ti.

lunes, 30 de mayo de 2016

Que llega Junio y yo con estos pelos!!

Hola!!!

Voy a intentar contar en qué punto estamos ahora...

El aborto fue en marzo y se supone que en junio ya podríamos volver a hacer transferencia.
También se suponía que en estos meses de espera me iban a operar por SS (conización) por lo del dichoso virus ese que tengo por ahí.

Se supone, se supone...

Pues bien, el 13 de abril tuvimos cita en ginecología de mi hospital, me volvieron a hacer colposcopia y biopsia para determinar si la lesión por el VPH seguía igual, había aumentado o disminuido. Nos dijeron que si las pruebas salían igual que las que llevábamos del privado (CIN 3) me tendrían que conizar (quitar el trocito de cuello de útero afectado) y que ella nos recomendaba operar aunque la lesión saliese menor pero que entendía la situación en la que estábamos.
Fueron, tanto la ginecóloga como la enfermera a la que ya conocíamos y se acordaba de nosotros, muy agradables y comprensibles, diría que algo maternales cuando otra vez subida al potro mi mente se fue por todo lo recorrido y no pude aguantar las lágrimas, aunque las achaqué al "trasteo" de mis bajos.

Los resultados de la biopsia tardarían en llegar ¿cuánto? no lo sabían. Vi como pinchaban en un tablón mi nombre con mi número de teléfono para llamar en tenerlos.
Además y sin esperar al resultado me pusieron en lista de espera para operar y con la etiqueta de "preferente" ¿Cuánta espera? tampoco sabían y aquí nos explicaron cómo funcionaban: al ser un hospital más bien pequeño no hacen conizaciones siempre, por lo que esperan a tener un grupito de chicas (6 u 8) y operan a todas el mismo día, pero que no hay lista de espera propiamente dicha, en haber grupo operan. Nos aseguraban que no sería mucha espera.

Les preguntamos por el tiempo de recuperación tras operar y casi me da un chungo ¡¡3 meses!!
Nuestra cara sería un poema sin duda. Y nos dijo algo parecido a "tenemos que esperar a que el cuello del útero crezca" y ahí cambié de color, esto no me cuadra.

En fin, agradecidos por su amabilidad y comprensión pero desubicados con que "el cuello uterino crece" y los 3 meses de recuperación nos despedimos de aquellas dos mujeres.

Esa misma tarde fuimos a nuestra clínica y en resumen: en la SS te revisan a los 3 meses de operar pero haciendo una revisión al mes y si todo está bien se podría ir a transfer al ciclo siguiente, más o menos. Y no, por supuesto que el cuello del útero no vuelve a crecer (quise creer que la gine de SS lo dijo así por creer que era una manera más entendible de explicar la cicatrización)


Casi, casi un mes después de aquella visita una mañana sonó mi teléfono y vi en la pantalla el típico número súper largo, no había duda era del hospital. Era la enfermera que ya conocíamos, me dijo que la biopsia había salido igual (CIN 3) y que seguía todo en marcha para operarme. Me volvió a repetir que no sabía cuándo pero me dijo dónde y a quién acudir si veía que pasaba el tiempo y no sabía nada "pero será pronto, suerte", y colgó.

Aunque sé que no es culpa mía pero maldita sea yo por no haber ido antes!!!!
Un día seguí las indicaciones de enfermera, me planté en el hospital, subí a la planta de maternidad, busqué la secretaría de ginecología y pregunté por la secretaria... estaban ocupados dando altas a recién mamás y recién nacidos.

Después de más de una hora y tras insistir en hacerme visible de nuevo en aquel despacho salió una chica a atenderme, era la secretaria de gine en cuestión, le suelto todo mi rollo y mis porqués y la chica me dice que me entiende pero que no tiene muy buenas noticias: tienen paradas las conizaciones desde antes de Semana Santa porque no disponen de quirófanos libres ¿¿¿??? que ella calcula que hasta julio o agosto no les darán quirófano que es cuando los cirujanos se van de vacaciones y ellos podrán aprovechar para operar ¿¿¿??? que ya que he ido pues me mira y se asegura que estoy en lista (lo estoy y como preferente) y también me dice que una vez que empiecen a llamar me llamarían en el plazo de un mes, es decir, si empiezan el julio me toca para agosto y si empiezan en agosto pues para septiembre... y yo me voy de allí con unas ganas de echarme a llorar tremendas... nuestra segunda transfer supuestamente era para junio-julio y ahora se me va todo a octubre?? noviembre?? y ahora me entero yo de esto?? cómo se ha escapado??

Y mi tristeza es todavía mayor cuando le cuento a mi chico y veo como se rompe una vez más, nos pilló por sorpresa, nos enfadamos y despotricamos contra la SS, me echo a llorar cada vez que pienso en que se nos va otro año, había conseguido esperar sin desesperar pero esto ya era arena de otro costal...

Plan de ataque: hablar con nuestra clínica para ponerlas al corriente (y de paso le den las gracias al compi que tienen trabajando en mi hospi y tanto nos aseguró que sería rápido, léase irónicamente) y preguntarles de hacerlo por privado, sitio y coste económico. Nos cogen el recado por que gine no está, nos llamarán.

Pregunto a una compañera que es enfermera en un hospital cercano sobre pedir la libre elección de hospital para operarme y sobre su lista de espera, me remite el teléfono del servicio en el que podrán decirme, GRACIAS GUAPA!
Sin problema si quiero pedir operar allí pero con los trámites y todo me plantaría en las mismas fechas, total que nada, este plan ya no es válido, si lo hubiese sabido antes...

Toda esa semana nos volvimos locos pensando en cuánto nos costaría la dichosa intervención, en si podríamos costearla, en si esperamos el plazo de la SS... sé que no es tan tremendo pero para nosotros fue una odisea y una incertidumbre horrible!

Pasa una semana y vuelvo a llamar a clínica (les di margen pues pensé estaban buscando dónde nos podrían mandar). Resulta que ese finde han estado en un congreso al que también asistieron gines de mi hospital y aprovecharon para comentar el tema, los gines de SS están muy disgustados con esa manera de trabajar... en fin, nada se puede hacer si no cambia este hospital ese sistema que llevan. Que yo entiendo que primero se hagan las operaciones urgentes, temas más graves... pero de ahí a que te digan (después de esperar y asegurarte que sería rápido) lo siento pero es lo que ahí, pues va mucho. Y otra cosa? qué pasa que no se hablan o qué? los gines de ese hospital no sabían esto o no quisieron decírmelo?
Volviendo al tema clínica: que ellas me pueden operar allí en clínica (y me acabo de enterar) pero que como el plazo de SS era "asequible" pues nos ahorrábamos la pasta. Unos 500 euros si es con anestesia local, se incrementa en 350 más si es con sedación... que pensemos y hablemos y llamemos en tener las cosas claras.

Esa misma tarde sacamos números y decidimos hacerlo por privado con nuestra clínica. No perdemos más tiempo y llamamos para avisarlas. Esto fue la semana pasada, esta semana podría haber estado ya operada pero lo siento pero no, esta semana me voy a Valencia a la I Quedada Infértil con algunas de mis compis de batallas y otras que conoceré allí mismo, después de todo el trabajo y dedicación que lleva no me lo voy a perder, así que mi fecha de operación está fijada para el siguiente lunes 6 de junio. Y ya volvemos a respirar de nuevo!

Volveré pronto con más noticias, gracias por esperarme y por leerme!!

lunes, 9 de mayo de 2016

I Quedada Nacional de Infértiles: Muévete con la infertilidad

Mirad qué proyecto tan bonito... dar voz y además pasar un buen finde!!
Yo me voy a mover y allí estaré!!! Y tú, te animas?



Hartas de ver pasar el tiempo sin lograr ser madres, en cada cumpleaños, en cada Navidad, en cada día de la madre...
Hartas de que la infertilidad sea un tema tabú.
Hartas de comentarios hirientes de la gente a causa del desconocimiento de la infertilidad.
Hartas de escuchar tópicos.
Hartas de relajarnos…

Pero…

Decididas a hacernos escuchar.
Decididas a dar a conocer la infertilidad.
Decididas a acercarnos a la gente y darles la información que les falta.
Decididas a movernos.
Decididas a apartar ese velo para que se nos vea.
Decididas a unirnos en un día especial: 4 de Junio Día Mundial de la Infertilidad.

Porque no tenemos nada que celebrar, aunque si tenemos mucho que hacer.



Tanto si eres de Valencia como si no, vengas de donde vengas, ¡Apúntate!

Las mejores ideas nacen de las ideas más locas, y de que estamos un poco locas no hay ninguna duda.

Somos conscientes del poco tiempo que nos queda hasta el 4 de Junio, pero estamos trabajando duro para que sea un fin de semana inolvidable. No solo por la gran labor que haremos en favor de la infertilidad y los que la sufrimos, sino porque vamos a compartir momentos muy especiales con la gente que realmente nos comprende, porque nuestro denominador común nos une fuerte desde el minuto cero. Y porque no te arrepentirás.


Muchos/as de nosotros/as estamos en tratamiento o ahorrando para poder permitírnoslo, sabemos que es posible que no os venga muy bien económicamente, por eso estamos buscando las opciones más baratas e incluso gratuitas. 

lunes, 2 de mayo de 2016

Ovo Aventuras: LlampisRovello

Hoy quiero retomar esta sección que he tenido aparcada pero no olvidada. 
Y lo hago de la mano de otra de mis compañeras de batalla, otra valiente luchadora. Me hace muy feliz poder deciros que lo ha conseguido!!! Y aunque con cautela por los miedos que a todas nos invaden siempre, hoy puedo deciros que está embarazada de poquito más de 10 semanas!!!
Esta es su historia...



De momento soy @LlampisRovello o resnomatura.

En Septiembre 2013 vimos que ya había llegado el momento de ampliar la familia. En casa somos nosotros dos y los dos reyes felinos. Tocaba darle un toque infantil. Nunca hemos sido muy niñeros pero sí que queríamos ser padres tarde o temprano y con 34 él y 35 yo sonó la flauta.
Durante 10 meses hicimos los deberes cuando tocaba, y cuando no también, pero no había manera. Cada mes llegaba la indeseable y fuimos a ver a gine, aprovechando la revisión anual, para comentarle el asunto. Dijo que no pasaba nada. Que aprovechásemos el verano y las vacaciones para seguir intentando pero que de todas formas le mandaba un seminograma a mi chico para ver si había algún problema. Y si en Septiembre seguíamos igual, la Histerosalpingografía y análisis hormonales para mí.
Resultado: él perfecto y yo también.

En Octubre empezamos con Omifin y sorpresa!!! TE positivo!!! Que alegrón nos llevamos. Por fin lo habíamos logrado. Se terminaba el patacazo de mes tras mes. En SS nos dieron hora para la semana 8 o 12 (ya no recuerdo). La cuestión es que no podíamos esperar tanto a saber que todo fuera bien. Nos visitó mi gine en la semana 6. Se veía saco pero no embrión. Nos explicó que o bien estaba de menos de lo que pensábamos o se había parado. Estaba embarazada pero de momento no tenía embrión. Repetimos eco a la semana y seguía igual. Ya íbamos preparados para lo peor pero al confirmarlo dolió y mucho. Nos quedamos sin saber que decir. Gine dijo que podíamos esperar a que mi cuerpo expulsara o hacerlo con pastillas vaginales. Quería terminar con ello lo antes posible y usamos las pastillas. En cuanto estuvo todo en orden y después de tener la regla vinieron dos ciclos más de Omifin. No llegó el embarazo y gine nos recomendó ir a una clínica de reproducción asistida pues ya no estaba en sus manos.

En Mayo 2015, ya en la clínica de RA, empezamos con más análisis hormonales más específicos para mí, y cariotipos, vih... para los dos. Con los resultados en mano me presenté en la consulta de mi gine para que me explicara bien como estaba. Cuando  oí que mi reserva ovárica no era la que debería ser por mi edad y que con IA no tendría suficiente para conseguir el embarazo me hundí. Hasta aquel entonces había gestionado bien todo el proceso, incluso el aborto. Pero aquel día ya estallé. Lloré y lloré hasta quedar sin lágrimas. Nosotros pensábamos que bueno, conseguir el embarazo mediante IA sería súper fácil si ya habíamos conseguido uno con Omifin. Que ingenuos y novatos éramos !!!
Total que en Julio teníamos que empezar nuestra primera FIV-ICSI. Estábamos muy ilusionados con ello y yo ya había empezado a preparar el cuerpo con Meriestra pero, como no, otro patacazo vino. Mi TSH, que era un poco alta no había bajado lo suficiente y cancelamos TRA. Ahora teníamos que esperar hasta Septiembre pues en Agosto cerraban quirófanos.

Ya  en Septiembre, con mi TSH controlada, empezamos con Meriestra de nuevo y esta vez sí pudimos continuar. Llegaron los pinchazos, y los moratones en los brazos por el control de estradiol. En el primer control nos desilusionamos un poco pues mis ovarios no acababan de reaccionar a la medicación, pero luego fueron tirando y después de una estimulación larga conseguimos 3 folis (1 un poco dudoso). Habíamos llegado a la punción, estábamos eufóricos!! con uno sólo nos bastaba. El día de la punción, recuperaron los 3 folis, 2 viables 1 no. Al día siguiente llamada de la bióloga: había uno inmaduro y uno maduro, pero no hubo fecundación. Terminaba aquí el TRA y la felicidad. No lo habíamos conseguido. Sabíamos que las probabilidades de éxito eran menores de las habituales pero queríamos ser positivos aunque prudentes, y otra vez era NO.

Tuvimos que esperar unas tres semanas para poder tener cita en la clínica y que pudiéramos comentar el TRA. Lo pasé mal, estaba desanimada, ver a mis amigas con sus bebés me agobiaba, no tenía ganas de hacer nada. Solo quería que llegara el día de la cita y tener de nuevo un plan y empezar de nuevo. Yo tenía claro que nuestro siguiente paso era Ovodonación. Mis óvulos no eran de buena calidad y no merecía la pena exprimir la máquina. Yo soy muy impulsiva e impaciente, y necesitaba continuar, avanzar, no tropezar otra vez en la misma piedra. Mi chico en cambio es más de pensar las cosas, ver opciones, quería una segunda opinión. En una semana de diferencia tuvimos las dos citas donde las conclusiones eran prácticamente las mismas. Si queríamos podíamos probar otra FIV, con algún cambio en la medicación, ver como reaccionaba mi cuerpo y según fuera tirar adelante o cancelar. O podíamos ir para Ovodonación, que no es la panacea pero tiene más probabilidad de éxito.
Como he dicho yo ya lo tenía claro antes de las citas y aquí me reafirme. A mi chico aun le costaba dar el paso. Nos habían hablado de tratamientos con Acupuntura que ayudan a mejorar la calidad ovocitaria y preparan el cuerpo para los tratamientos de fertilidad. Además nos habían recalcado que no era imposible conseguir el embarazo natural aunque era poco probable.
Al  final decidimos que estaríamos un tiempo con Acupuntura por si funcionaba y que en este tiempo la clínica podría encontrar la donante para empezar la Ovodonación.

Y por fin, el 10 de diciembre, después de algo más de un mes de espera, recibimos la noticia de que ya tenemos donante para nosotros. No lo esperábamos tan pronto pero aquí está. Por fin!!

Para mí no ha existido duelo genético antes de decidir hacer un tratamiento de Ovodonación, pero he de reconocer que una vez embarcados en ello, me he dicho a mí misma una y otra vez: tu bebé no será como tú, no os pareceréis... y la verdad no sé por qué lo pienso si luego sé que esto no es importante, que será mi niñ@ y que esto es lo que cuenta.

Y aquí termina de momento mi historia y aquí empieza una nueva etapa llena de ilusión y emoción. No sé cómo acabará pero pienso tener positivismo y confianza en todo momento.


Gracias Aidni por darnos la oportunidad de estar aquí. Mil besos.


Gracias a ti bombón por haber compartido tu relato con nosotras y por darme la oportunidad de acercarlo a más gente.
Un beso enorme!!!

PD: Si quieres participar en esta sección ponte en contacto conmigo a través del correo electrónico.